La estimulación eléctrica de la musculatura del perro

May 09, 2017

La electroestimulación es la técnica que utiliza la corriente eléctrica para potenciar la musculatura de un perro.

La electroestimulación es muy útil en los casos de atrofia muscular derivada de un desuso de la musculatura del perro. Los casos más frecuentes son:

Displasia de cadera

Dolor

Fracturas

Postquirúrgicos 

Está especialmente indicada en casos de atrofia muscular en las que el perro no puede hacer trabajo activo por restricción facultativa, por dolor o por la impotencia funcional que la propia atrofia le causa. Si el perro puede hacer trabajo activo la electroterapia será una ayuda sobretodo en las primeras fases de resolución de la atrofia muscular a medida que el perro pueda ir trabajando sin dolor el trabajo muscular activo será la principal fuente de trabajo.

Los aparatos de electroestimulación de humana se pueden adaptar perfectamente a su aplicación en perros lo que tenemos que adaptar son los electrodos, debemos utilizar electrodos de goma y gel de contacto, es recomendable en perros de pelo largo rasurar la zona.

También podemos utilizar agujas de acupuntura en substitución de electrodos, esto irá especialmente bien en los casos de perros pequeños.

La Intensidad debe ser elevada con contracción visible, sin llegar al límite del dolor pero si de cierta molestia. El perro debe soportar de forma confortable la sesión pero la musculatura debe trabajar de forma intensa.

El parámetro principal que variaremos será la frecuencia que se mide en herzios.

Atrofia severa (inicio tratamiento)  30 Hz

Atrofia moderada                          50 Hz

Fase de resolución                        80 Hz

 

En electroestimulación tenemos un tiempo de reposo (tiempo off), donde el músculo no está en contracción y un tiempo activo (tiempo on) donde músculo está en contracción entre las dos fases es recomendable el uso de rampas, para evitar una contracción brusca la intensidad de la corriente sube progresivamente. El tiempo de reposo debe ser el mismo que el tiempo activo, aunque existen aparatos que tienen programas prediseñados con tiempos de reposo semiactivos (con contracciones muy suaves) que pueden reducir el tiempo de reposo.

Tiempo total entre 10 y 20 minutos dependiendo de la fase de la lesión.

Podemos aplicar electroterapia una vez al día.

Fatigar la musculatura excesivamente no ayuda a potenciar la musculatura de forma correcta.

Siempre colocaremos los electrodos encima de la musculatura que queremos tratar; debemos colocarlos encima de zonas musculares evitando tendones, ligamentos o relieves óseos.

Es importante estimular grupos musculares concretos, no debemos poner electroestimulación a la vez en grupos musculares antagonistas: por ejemplo Cuádriceps y Bíceps Femoral. Si tenemos que estimular los dos mejor hacemos primero uno y luego el otro.

También podemos utilizar una corriente de 10Hz para el calentamiento y el enfriamiento del músculo que vamos a tratar antes y después de la sesión, 5 minutos en cada fase serán suficientes.

 

Puede leer el artículo: Utilización del TENS en los perros.

Posted in General on May 09, 2017


Entradas relacionadas